Computadoras en el deporte

 febrero 26, 2016      
 Tecnologia   

En la actualidad y después de años de evolución tecnológica tenemos la posibilidad de aplicar el uso de ordenadores en la mayoría de cosas cotidianas o para cualquier cosa en la vida. En este artículo hablaremos del uso de los ordenadores aplicados al deporte.

Cuando vemos a un atleta profesional o federado realizando marcas o jugadas que parecieran imposibles de hacer por humanos o sacadas de un video juego, tenemos que suponer que también en el deporte la tecnología ha influenciado bastante. Hoy por hoy todo equipo profesional o selección olímpica tiene a su disposición ordenadores de última tecnología para aplicación de programas que ayudarán al atleta a la mejora de sus marcas, técnicas y hasta fundamentos básicos del deporte practicado.

Muy poco los espectadores deportivos podemos observar los entrenamientos con estos equipos tan avanzados ya que por lo general son un secreto a voces, y cada equipo de trabajo crea sus implementos para cada día poder vencer en sus distintas disciplinas.

Cómo olvidar cuando se pudo ver después de años el entrenamiento que realizaba Alexander Popov en una piscina con corriente mientras se monitoreaban todos sus movimientos y reacciones del cuerpo al mismo tiempo que nadaba, también tenemos el ejemplo del equipo de fútbol Bayern de Múnich quien posee un departamento de entrenadores físicos que trabajan con ordenadores de muy alta tecnología para realizar ejercicios que optimizan el trabajo del jugador y al mismo tiempo poder observar las funciones de su cuerpo y de esa manera poder variar cargas, duración e intensidad del ejercicio.

Cada día estamos creando atletas más parecidos a maquinas, personas que cada vez corren más rápido y durante más tiempo, que saltan más alto y cargan más peso, personas que son capaces de realizar cálculos matemáticos en fracciones de segundos para poder encestar un balón o hacer un pase justo; muchos dicen que es la evolución del humano, cosas que antes no se imaginaba que se pudieran realizar, y ahora es común ver marcas realmente impactantes, y mucho de esto es gracias también a la evolución de no solo del ser humano sino también de los ordenadores.