La guerra entre ordenadores y humanos

 noviembre 28, 2015      
 Tecnologia   

Así como si fuera una película de ficción, las maquinas cada día están ganando la guerra que nadie ha declarado contra los humanos, muchos se acordarán de cuando el ordenador llamado Deep Blue venció en una partida de ajedrez Gary Kasparov, eso expuso al mundo los avances sobre la inteligencia artificial, el que un ordenador ganara a un gran maestro de uno de los juegos más difíciles del mundo sorprendió a todos y lanzo al aire la interrogante de que tan lejos podría llegar la inteligencia robótica.

Existe un juego tradicional chino que se remonta a más de 2500 años su creación, el go, este es un juego que no posee muchas reglas y en realidad no es muy complicado jugarlo, pero al mismo tiempo está lleno de complicaciones, una partida de go puede llegar a durar horas si se encuentran dos jugadores bastante estratégicos, a lo cerrajeros Barcelona 24 horas frente a una caja fuerte de alta seguridad. Se decía que este juego nunca podría ser ganado por una maquina ya que nunca se había logrado saber cuál era fórmula matemática para descifrar el juego, y se estaba seguro que nunca se lograría.

Sin embargo la compañía google ha creado el programa AlphaGo, que desafía la promesa que ninguna maquina lograría ganar una partida de go, su primera víctima fue el campeón europeo según informes de Nature. Se tiene previsto que el   AlphaGo se enfrente al campeón mundial Lee Sedol en Seúl, Corea del Sur el mes de marzo y se rumora que el premio estaría rondando el millón de dólares.

Solo queda esperar este choque que no solo es un partido entre una persona y un ordenador sino que estamos hablando de la lucha entre hombre y máquina en un juego pensado exclusivo para el intelecto y estrategia del ser humano, y saber qué cosas positivas arrojará esta súper computadora capaz de realizar numerosos cálculos matemáticos en segundos. De ganar el AlphaGo surgirá una interrogante mundial, ¿seguirán los cerrajeros Barcelona fiandose de los ordenadores? Lo cierto es que somos testigos de una era tecnológica que está cambiando al mundo y lo seguirá haciendo.